Compatibilidad

La compatibilidad de Aries con Tauro

Aries es uno de los signos más enérgicos del zodiaco. Algo que se adivina apenas se conoce a su representación: el carnero. Por ello las relaciones no siempre son fáciles con este signo de fuego, y ciertamente una de las relaciones más difíciles que este signo puede emprender es una relación, en cualquiera de las esferas, con Tauro.

Aries y Tauro: fuego y tierra

Si un ariano desea establecer una sociedad, una amistad o una relación amorosa con un taurino, las cosas no van a ser sencillas. Y es que son elementos encontrados: el Fuego no se cultiva en la Tierra, y en el caso de su unión, sólo es esperable una conflagración…

A diferencia de los Aries, amantes naturals del riesgo y de las apuestas altas, los Tauro son seres más inclinados a llevarse las cosas con calma. Son serenos y siempre tiene los pies en la Tierra, de manera que el ansia de aventura de los arianos no se va a ver recompensado a su lado…

La lentitud de Tauro

Además, los Tauro son lentos, por su talante precavido y reflexivo, ante esos seres de pura compulsión que son los arianos. Una lentitud que se manifiesta en todas las esferas de la vida: amor, negocios, familia… No dan un paso si no es en Tierra firme, y los Aries son seres de ascensos, de terrenos agrestes, de retos constantes…

La principal discrepancia de Aries y Tauro, sin embargo, está relacionada con el amor: para Tauro, la pareja es un alimento para la vida; para Aries, en cambio, sólo es una etapa más…